Buscar

Jaime Roos sin cabeza.

Una mañana, tras un sueño intranquilo, Jaime Roos se despertó convertido en un monstruoso insecto

Silencio (2012)

Primero me mataron, después me amenazaron de muerte. Me reconstruyeron el cerebro y me dijeron que desde ahora soy ciega.   Me cortaron las alas, me quemaron los ojos, me taparon la boca, me llenaron la cara de abrojos, me... Seguir leyendo →

Anuncios

Cabecita de nido

Un nido de hornero se cayó, se salió de tu testa y está en mi patio mirándonos. Me mordiste las costillas, caminaste otro colchón. Encontré dendritas asustadas que pasean en el balcón, juegan con fantasmas enredados, bailan en el sillón. Probaste... Seguir leyendo →

Antes del Mediodía

Despertadores y saltos, despertadores, saltos y leones. Acordes tristes trepan balcones, zambullidos en mares de ropa sucia, envueltos en botellas de bares pasados. (¿Qué hora es?) Enredos matinales, explosivos, delirantes sin cabeza, enredos de cuerpos despertados, despiertos entre sábanas. (Pasame el agua) Bailan... Seguir leyendo →

Vamo’ al Clash

Los tatuajes se guiñan, se levantan y apuntan. Pantalones de maldad, se paran y miran, se plantan, se repiten las escalas. Ruedan caravanas por Aquiles Lanza. Me sale pop por los poros, hay una anémona en mi garganta, Paula, hay una... Seguir leyendo →

Apología a la vuelta

No vino la murga, tampoco es carnaval. No nos gustan las ratas porque no saben nadar. Cabecita de nido, ¿quién carajo te dejó entrar? Calles con olor a post punk, psicodelia de lobos y aullidos de serpientes. Parado entre los... Seguir leyendo →

Robert Quine

Me mido con los autos en las esquinas, patino por veredas de Poxipol, meta Perifar y cafeína, piso mierda y no con Toppers. Ahí está la puta esquina, donde un día hicimos fideos de fin de mes hasta las 12... Seguir leyendo →

Prohibido permanecer aquí

No more Riders on the Storm; Durazno y Convención y un pique hasta Palermo. Ni gente, ni ruidos, los autos se durmieron, las palmeras también. No hay remeras de Pantera con tatuajes que caminan. Al fin se fueron los chetos con... Seguir leyendo →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑